Daniel Ortega expulsa a representantes del Alto Comisionado de la ONU

El informe de la Oficina del Alto Comisionado de la ONU sobre la crisis en Nicaragua tuvo un gran impacto a nivel internacional. El informe señala que el gobierno de Nicaragua es responsable de violaciones graves de derechos humanos y que utilizó fuerza letal para reprimir a los ciudadanos. Así como torturas, criminalización de protestas entre otras tantas fechorías cometidas por el régimen Ortega Murillo.

De forma extraoficial se conoce que el Gobierno de Nicaragua le dio dos horas a la delegación de la Oficina del Alto Comisionado para que abandonen el país. Esta versión fue confirmada por el CENIDH. Es una reacción torpe desde el punto de vista diplomático, incluso para los estándares del gobierno de turno.

Posteriormente se dio a conocer una carta en la que la Cancillería maquilla la expulsión como la conclusión de la visita de ese organismo. Esto porque, según la carta, “han cesado las razones, causas y condiciones que dieron origen a dicha invitación”. El Ministerio de Relaciones Exteriores toma entonces la decisión unilateral que “da por concluida la invitación y finalizada la visita a partir de hoy 30 de agosto de 2018”. Prácticamente “invitando” a la Misión de la OACNUDH a que abandonen el país lo más pronto posible.

El día de la presentación del informe el presidente Daniel Ortega se refirió al mismo en un acto ante sus partidarios como “un instrumento de la política de la muerte, del terror y la mentira, de la infamia”. La Cancillería de Nicaragua también desacreditó el informe como parcializado y sesgado, siguiendo el mismo guión con el que intentó descalificar el informe de la Comisión de la CIDH que investigó los crímenes cometidos en el país desde el 18 de abril del 2018.

El informe fue contundente en contra del Gobierno de Ortega – Murillo. En él se destacan todos los atropellos a los derechos humanos, la forma en que el estado colaboró para que se llevaran a cabo esas violaciones y la complicidad de la Policía al permitir e incluso colaborar en ese sistema de represión.

Ortega expulsa de Delegación del Alto Comisionado para los Derechos Humanos

Varios sitios web han dado a conocer que Daniel Ortega ha dado un plazo de dos horas para que la Delegación de la Oficinal del Alto Comisionado abandone el país. Una reacción que puede interpretarse como un claro “berriche” ante la presentación del informe. Una reacción que desacredita al gobierno de Nicaragua en el campo diplomático y que puede acelerar los procesos de condena y sanción que se han propuesto en el exterior.

El gobierno también convocó a sus partidarios a hacer presencia en las principales avenidas de Managua. Llama en especial la atención la presencia de simpatizantes del partido de gobierno frente al Hotel Holliday Inn. En un principio la presencia de estos grupos de gobierno fue atribuida a que allí se encontraban los miembros de la misión de la OACNUDH, pero se supo que no estaban hospedados en hotel alguno.

Informe podría ser presentado ante Consejo de Seguridad de la ONU

El próximo 5 de septiembre está previsto que se reúna el Consejo de Seguridad de la ONU y que en esa sesión sea presentado el informe sobre la situación de Nicaragua. Se necesitan para ellos nueve votos de los miembros de ese Comité para que sea presentado, así como la aprobación de el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas. Este tipo de reacciones furibundas, la de expulsar a una representación de la ONU en Nicaragua, hacen que se aceleren las acciones de presión contra el régimen Ortega – Murillo.

Las primeras estimaciones de los expertos en diplomacia apuntan a que esta decisión del gobierno es provocar un aislamiento del gobierno de los organismos internacionales. Este rechazo al informe, a la presencia de la OACNUDH, así como los rechazos previos a la CIDH, son muestras de que el gobierno de Nicaragua cada vez se siente más acorralados por las comisiones independientes que han investigado la masacre ocurrida en Nicaragua entre abril y la actualidad.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *